Los Horarios de Vacaciones en Días Festivos no Deben ser Pasados por Alto en Los Planes de Crianza en Nuevo México

Los padres involucrados en una disputa de tutela o divorcio en Nuevo México se enfrentarán a una serie de decisiones difíciles al determinar cómo compartirán las obligaciones con sus hijos después de separados. La versión final de las decisiones con respecto a la custodia y el tiempo compartido se convierte en una orden judicial vinculada cuando las partes o el propio tribunal, asienta un plan de crianza.

Un plan de crianza incluirá todos los detalles cotidianos de cómo los padres van a cuidar y compartir tiempo con sus hijos. Una parte integral de ese plan de crianza es un calendario de tiempo compartido en las vacaciones de días festivos.

A veces en el frenesí de la negociación o una acalorada audiencia delante del juez para determinar la custodia del niño y/o manutención infantil, el tiempo compartido durante días festivos puede ser omitido. El no determinar la forma en que los padres compartirán las vacaciones puede dar lugar a importantes desacuerdos posteriores, que a su vez puede ser muy duro para los niños y los padres.

Las vacaciones en los planes de tiempo compartido varían ampliamente. Hay algunos arreglos bastante comunes. A menudo los padres  alternarán los años. Por ejemplo, el padre tiene a los niños para el día de Navidad en los años pares y la madre los tiene para el día de Navidad en los años impares. Cuando sea posible, los padres también dividirán con frecuencia la nochebuena. Esencialmente, el calendario del día de Navidad se revertirá.

Con este plan común, uno de los padres tendrá los niños en la nochebuena, el otro progenitor los tendrá el día de Navidad. Esto asegura que ambos padres vean a los niños durante la Navidad. Por desgracia, esta disposición no siempre es posible en los casos en donde los padres viven lejos.

A pesar de que suele ser la más cargada de emociones, hay mucho más en la programación de vacaciones que la Navidad.  Los mismos problemas surgen para los principales días festivos, vacaciones de primavera, vacaciones de verano, etcétera. El programa debe abordar todos los días de fiesta importantes, especialmente aquellos en los que los niños van a tener tiempo libre de la escuela. Al igual que la Navidad, una disposición común es alternar todas las vacaciones de año en año.

Es muy importante que el plan de crianza incluya disposiciones para fines de semana largos asociados con muchos días festivos como el Día del Trabajo, Día de los Veteranos y el 4 de julio. Algunos horarios pueden incluso incluir recuperación de tiempo cuando un día de fiesta con uno de los padres cae durante el período ordinario de responsabilidades del otro padre.

Una vez más, los calendarios de vacaciones serán diferentes para cada familia, pero lo importante es asegurarse de que son lo más completo posible para evitar la muy común lucha sobre tiempo compartido una semana antes de Navidad cuando es casi imposible conseguir una audiencia judicial.

Mientras mas detallado el plan de crianza, mejor. Los detalles evitaran con suerte el conflicto y del mismo modo evitaran así la corte. Y la corte durante los días de fiesta es realmente algo que debe evitarse por el bien de todos.

Albuquerque Personal Injury Attorneys